NOTICIAS

Crean Cátedra Ana María Cetto para difundir cultura científica

Aleida Rueda
25/jun/2015

La Universidad de Guadalajara (UdG) inauguró el pasado 2 de junio la Cátedra Ana María Cetto para la Difusión de la Cultura Científica, con el objetivo de "crear un espacio institucional que fomente la cultura científica a través de la realización de foros, seminarios y conferencias".

Se instituye con ese nombre en reconocimiento a la labor científica de la investigadora así como por su trayectoria en la divulgación de la ciencia, la docencia y su participación en diversas organizaciones académicas y científicas.

En la ceremonia de inauguración, el rector del Centro Universitario de Ciencias Exactas e Ingenierías, César Octavio Monzón, dijo que la educación superior y la ciencia y la tecnología "deben considerarse como bienes públicos, palancas para el ascenso social, la equidad y la consolidación democrática de las naciones".

La cátedra, aseguró, se instituye para contribuir a mejorar la percepción pública de la ciencia pues permitirá que científicos nacionales e internacionales puedan compartir su conocimiento y sus experiencias para crear espacios en donde se genere el debate público sobre el desarrollo científico y su beneficio para la sociedad.

El rector general de la Universidad de Guadalajara, Itzcóatl Tonatiuh Bravo Padilla, aseguró que la cátedra ofrecerá un contacto directo entre académicos y comunidad universitaria pero también con el público de Jalisco, principalmente, para reflexionar sobre la ciencia y sus retos.

Ana María Cetto, por su parte, dijo que el asociar su nombre a la cátedra es una reafirmación de su compromiso con la defensa de la ciencia como un bien público y como parte de la cultura.

"La ciencia misma, el conocimiento y la comprensión que nos proporciona acerca del mundo, de la naturaleza, de la sociedad y de nosotros mismos y, por ende, también la incorporación de este conocimiento a nuestra cultura son actividades aún poco valoradas tanto social como institucionalmente", dijo la investigadora.

Y continuó: "Esto significa un desperdicio de oportunidades y un freno para nuestro desarrollo como sociedad y como país". De manera que una cátedra que busque lo contrario puede contribuir con acciones locales al desarrollo cultural y económico de México.


Ana María Cetto. Imagen: Universidad de Guadalajara