NOTICIAS

Salvador Ramos, Técnico Académico del año en el IFUNAM

Reyna Alejandra Fonseca Velázquez
16/dic/2016

Salvador Ramos Solórzano, técnico académico titular C fue distinguido ayer con el “Premio Instituto de Física para técnicos académicos”, un reconocimiento que valora y premia el apoyo y esfuerzo que brindan día a día los técnicos académicos para las investigaciones que se llevan a cabo dentro del Instituto de Física de la UNAM.

El Instituto de Física ofrece esta distinción año con año desde el 2010 para reconocer las labores de apoyo que, de manera sobresaliente ofrecen los técnicos académicos en su área de especialidad. La premiación consta de un diploma y un estímulo económico.

La ceremonia se llevó en el Auditorio Alejandra Jáidar del IFUNAM, donde Salvador Solórzano recibió el premio de manos de Rolando Castillo, investigador del IFUNAM, quien es su amigo y colega desde hace más de tres décadas.

Salvador estudió Química en la Facultad de Química de la UNAM y su maestría en Ciencias en el Instituto de Materiales. Curiosamente tanto su título de licenciatura como el de maestría los obtuvo años después de haber ingresado como técnico académico al Instituto de Física de la UNAM (IFUNAM), algo que ocurría frecuentemente en los años 80’s.

“Me enteré que estaban solicitando pasantes de la carrera de química y no perdí la oportunidad para postularme”, dice a Noticias IFUNAM. Años después, 1988, Ramos obtuvo su definitividad como técnico académico titular.

Al inicio trabajó durante 2 años junto con Rolando Castillo, quien fue su asesor en sus tesis tanto de licenciatura y maestría. Luego Castillo se separó del equipo de trabajo para hacerse cargo del Grupo de Fluidos Complejos, a donde ingresó Salvador un año más tarde.

El área de especialidad de Ramos está ligada al análisis isotópico de carbono 13 (C13) en sustancias inorgánicas y orgánicas, desarrollo de monocapas de aluminio (Al), análisis de deuterio (D), oxígeno (O) y C13 con el método de espectrometría de masas y la creación de infraestructura necesaria para el estudio de las moléculas antes mencionadas, así como la creación de monocapas y películas delgadas.

Salvador Ramos ha colaborado en 22 artículos investigaciones publicados en revistas científicas de alto impacto y entre sus aportaciones más destacadas se encuentra el apoyo para el análisis de los mantos acuíferos de la Ciudad de México y otro relacionado con la creación de la NOM (normas de bienes y servicios, especificaciones sanitarias y etiquetado sanitario y comercial) en los brandys mexicanos de los que, se supo, todos son destilados de la caña y no de la uva como se hacía creer anteriormente.

En la ceremonia de entrega del merecido premio, Castillo además de hablar del excelente trabajo que ha llevado a cabo Ramos, recordó varias hazañas que juntos hicieron en relación a jugar con moléculas de carbono (C) y que los llevaron a ser los primeros en México en generar y medir la difusión en fullerenos, hechos por 60 átomos de carbono (C60).

Para finalizar la entrega, Salvador Ramos agradeció a su familia, amigos y colegas por apoyarlo en este camino que lo llevó a ganar este galardón.

“Es muy grato y me siento muy contento de haber obtenido el premio (…) desde la primera vez que lo iban a dar quise postularme pero preferí esperar por cuestiones personales, esta vez decidí hacerlo y lo obtuve”, dijo en una entrevista a Noticias IFUNAM.