NOTICIAS

Grecia Castelazo gana Olimpiada Nacional de Física

Edna Odette González
6/ene/2017

Durante 11 años, una mujer no ganaba el primer lugar y medalla de oro en la Olimpiada Nacional de Física, una competencia que se realiza cada año para reconocer el talento de los jóvenes, y que busca repercutir y contribuir a la educación y enseñanza de la Física en México así como a la formación de recursos humanos en esta disciplina.

Este año, la Olimpiada Nacional, que consta de un examen teórico y uno experimental, se llevó a cabo en León, Guanajuato, del 20 al 24 de noviembre de 2016. En total, participaron 124 estudiantes de 30 estados de la República, seleccionados a través de concursos estatales.

El Comité Académico está constituido por el coordinador: el investigador del Instituto de Física, Víctor Manuel Romero Rochín; así como Rodrigo Pelayo Ramos (UPIITA, Instituto Politecnico Nacional); Eleazar Neri Medina (estudiante del IF y profesor Facultad de Ciencias, UNAM); y Alejandro Bautista Orozco (Facultad de Ciencias, UNAM).

Cinco estudiantes lograron los puntajes más altos para merecer la medalla de oro: Oliver Vicente García Esparza (Nuevo León); Sarvagya Saluja (Morelos); Mauricio Leonardo Rosas Gómez (Ciudad de México); Erasmo Hinojosa Sáenz (Nuevo León), pero solo una logró, además de la medalla, el más alto de los puntajes: Grecia Castelazo Martínez, del estado de Jalisco, quien destaca, junto con Sarvagya, no solo por sus aptitudes en Física sino por ser unas de las pocas mujeres que han logrado participar en este evento dominado, desde su inicio en 1990, por varones.

De acuerdo con Eleazar Neri, la participación de mujeres mexicanas en las olimpiadas nacionales, iberoamericanas y mundiales no es frecuente. “Estimamos que en los últimos años la participación femenina en la olimpiada nacional es del 15% aproximadamente (el año pasado, fueron 19 mujeres de 124 participantes)”, dice Neri. “Me parece que es la misma proporción de mujeres que estudia o se dedica a la física”.

La participación de mujeres mexicanas en las olimpiadas nacionales, iberoamericanas y mundiales no es frecuente. Foto: Ernesto Mata.

Grecia Castelazo es originaria de Guadalajara. A sus 18 años y con tan sólo tres años de preparación exhaustiva, ha sido merecedora de numerosos reconocimientos. “Desde pequeña he buscado destacar en las actividades que realizo y de manera paulatina establecer iconos de igualdad de género a través del trabajo y el juego limpio”, dice la joven en entrevista para Noticias IFUNAM.

Para Grecia, hoy en día las mujeres tienen más oportunidades de desarrollarse que en otras épocas; sin embargo, para consolidar su papel hace falta continuar trabajando y establecer metas más altas.

Y las de Grecia son cada vez más altas. En julio de 2016, la joven tapatía se convirtió en la sexta mujer en representar a México en una olimpiada internacional (IPhO). En lo que va de la participación de México en esta contienda, solamente dos mexicanas, Sandily Rivera Gálvez y Nayeli Rodríguez han ganado menciones honoríficas en una olimpiada internacional (una en la IPhO de 2010 Croacia y la otra en Singapur de 2006). En la Olimpiada Iberoamericana, han sido cuatro estudiantes destacadas: Martha Cepeda (1991), Ana Contreras (1999) ganaron medallas, mientras que Natalia de Jesús Reynoso Lomelí y Nayeli Rodríguez ganaron menciones honoríficas, en Santiago de Chile en 2009 y Uruguay de 2005, respectivamente.

Grecia participó en la IPhO que se llevó a cabo en Suiza del 11 al 17 de julio de 2016. En esta edición número 47, participaron 88 jóvenes provenientes de diversos países para resolver una serie de pruebas teóricas y prácticas. Aunque no ganó medalla, volvió con la satisfacción de haber participado y las ganas inevitables de volver a competir.

Fue también la experiencia más exultante de su vida académica. “Fui privilegiada porque me dio la oportunidad de cumplir mi sueño: conocer el Gran Colisionador de Hadrones en el CERN, además de ser partícipe de un intenso intercambio cultural, compartir con personas con quienes se tienen intereses en común y practicar intensivamente idiomas extranjeros”, dijo la joven.

"(La olimpiada) me dejó muchas lecciones, una forma más global de ver el mundo y de enfocar mis metas. Así como la motivación enorme por volver a participar en el proceso selectivo y trabajar para desempeñar un mejor papel”.

Delegación que representó a México en la IPhO que se llevó a cabo en Suiza del 11 al 17 de julio de 2016.

La Física en su corazón

Desde pequeña, Grecia Castelazo supo que le gustaban los números. En la primaria buscaba resolver problemas matemáticos de grados más adelantados; con el tiempo, sus ganas de saber y aprender aumentaron, y es hoy es una joven apasionada por el conocimiento y con una clara predilección por la Física.

“Me considero muy soñadora y desde muy pequeña me gustaba preguntarme e imaginarme qué ocurría con la materia y el espacio en escalas micro y macroscópicas: desde las subpartículas hasta el cosmos. Además del profundo contenido conceptual de la Física, tengo una especial fascinación por los elegantes modelos matemáticos, y es precisamente el rigor teórico y su sistematización lo que me hace tan compatible con esta ciencia”, abundó.

A partir de la Física "es posible describir casi cualquier cosa, estudiar las interacciones entre la materia y energía gracias a la formulación de teorías y modelos matemáticos. Pero a la vez, no es estacionaria, sino que se replantea, evoluciona y se nutre de las aportaciones conjuntas de los humanos que se consagran a ella. La Física es súper emocionante”.

Además de su pasión por la Física, Grecia Castelazo disfruta la matemática pura; en particular de la geometría y la teoría de números; le atrae la química; entiende de programación y electrónica y le apasionan las lenguas extranjeras. Entre sus intereses y preocupaciones está el cuidado del medio ambiente y la multiculturalidad: desde la preservación de las culturas indígenas hasta la internacionalización.

Su carrera académica es joven, recientemente terminó el séptimo semestre de la carrera de Control Automático e Instru- mentación en el Centro de Enseñanza Técnico Industrial (CETI), plantel Colomos, en Guadalajara, Jalisco. Como carrera universitaria elegirá, evidentemente, la Física, por las experiencias previas con las que ya cuenta y su vocación nata.

Grecia Castelazo con su medalla de oro. Foto facilitada por ella.

Entre sus proyecciones está participar en el proceso selectivo 2017 para la 48th IPhO que se llevará a cabo en julio de 2017 en Yogyakarta, Indonesia; además de participar en el Concurso Internacional de Ciencias 2017 del Tecnológico de Monterrey y en el Selectivo para Olimpiada Nacional de Química.

Con un gusto especial por el atletismo, la natación y las lenguas extranjeras, Grecia se considera una joven “como cualquier otra de su edad”, que se divierte con sus amigos, disfruta de leer novelas, como “Siddhartha" de Hermann Hesse; cuentos y algunos materiales de divulgación científica como "A brief history of time” de Stephen Hawking y "El Hombre que calculaba”, de Malba Tahan; además de apasionarse por el turismo de aventura y los deportes extremos.

Si hay algo que la hace distinta, dice, es probablemente que es una estudiante que no tiene límites. “Sé que ampliar mi conocimiento es una tarea que debo hacer día con día”.


Participantes en la Olimpiada Nacional de Física 2016, en León Guanajuato. Fotos: Ernesto Mata.