NOTICIAS

Celebra el IF sus primeros 80 años

Evelyn C. Ayala
13/mar/2019

En un año de felices coincidencias, el Instituto de Física celebró su octogésimo aniversario y el número 90 de la autonomía de la Universidad Nacional Autónoma de México, “un logro histórico de fundamental relevancia para brindar independencia y libertad de cátedra e investigación”, dijo Manuel Torres Labansat, en la ceremonia de este martes 12 de marzo.

La celebración del IFUNAM estuvo engalanada con la presencia del rector de la Universidad Nacional Autónoma de México, Enrique Graue Wiechers; el Coordinador de la Investigación Científica, William Lee Alardín; la Coordinadora General del Foro Consultivo, Científico y Tecnológico, Julia Tagüeña Parga; y la investigadora emérita del IF, María Esther Ortiz y Salazar.


Ceremonia por los 80 años del IF. Foto: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.

Enrique Graue se refirió al surgimiento del IF como un ejemplo de vitalidad, energía y con espíritu de vanguardia y visión de crecimiento.

Graue aseguró que la descendencia del IF es “innumerable, inquieta y exitosa” por todos los laboratorios, institutos e investigadores que ha formado desde su surgimiento, cuando se instaló en un cuarto dentro del Palacio de Minería.

“Los más de seis mil artículos indexados y las más 110 mil citas que han producido hablan del compromiso académico de esta ilustre familia”, celebró. Además aseguró que el Instituto de Física es una muestra de que la inversión en investigación científica rinde frutos y enriquece a cualquier sociedad.


El rector Enrique Graue en la ceremonia por los 80 años del IF. Foto: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.

Para el coordinador, William Lee Alardín, recodar la historia, el bagaje y la calidad académica de un Instituto siempre es digno y necesario “porque si no sabemos de dónde venimos, no sabemos a dónde vamos”. En el caso del IF, su historia es una muestra de que es una entidad madura y que, al mismo tiempo, “está constantemente en la innovación”, dijo.


William Lee en la ceremonia por los 80 años del IF. Foto: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.

El Instituto de Física, aseguró el director Manuel Torres, “ha evolucionado para consolidarse como una institución cuyas grandes fortalezas son la diversidad temática y metodológica, la rica infraestructura experimental que posee, la calidad y el compromiso de su gente”.


Manuel Torres en la ceremonia por los 80 años del IF. Foto: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.

Medallas a ex directores y eméritos

Durante la ceremonia también se entregaron medallas conmemorativas a los investigadores eméritos y exdirectores del IF: Fernando Alba Andrade (en cuya representación la recibió su hija Leticia Alba); Jorge Flores Valdés, Miguel José Yacamán, Luis de la Peña, Pierre Mello, Jorge Rickards, María Esther Ortiz, Matías Moreno, Germinal Cocho Gil, Arturo Menchaca, Guillermo Monsiváis y Rubén Barrera.


Eméritos y ex directores en la ceremonia por los 80 años del IF. Fotos: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.

En representación de los investigadores galardonados, la investigadora María Esther Ortiz dijo que los “80 años se dicen pronto pero solo las instituciones sólidas, levantadas sobre cimientos fuertes alcanzan a prevalecer tanto tiempo, así que tenemos un buen motivo para celebrar”, dijo.

La emérita también enfatizó la importancia de que las nuevas generaciones de académicos que ingresan al IF le den valor a la enorme tarea que han heredando y que el Instituto se siga desarrollando ciencia equilibradamente, como hasta ahora, pese a la debilidad financiera que se ha manifestado principalmente en los laboratorios.


María Esther Ortiz en la ceremonia por los 80 años del IF. Foto: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.

Ver hacia el pasado

La ceremonia fue un buen momento para mirar al pasado, para ello se presentó la memoria fílmica del IF que hace un recorrido por su infraestructura, laboratorios y por las diferentes líneas de investigación que van desde la materia oscura del universo, sistemas ultrafríos, óptica y fotónica, hasta física médica.

Desde aquel pequeño cuarto dentro del Palacio de Minería hasta hoy, el enriquecimiento académico del IF, por un lado, y hacia el exterior, ha sido evidente. No solo en el desarrollo de física sino también en la formación de estudiantes y en la construcción de una plataforma de impulso a la ciencia y el desarrollo del país.

Para el IF, después de 80 años, nacer, crecer, reproducirse y permanencer se convirtió, casi sin notarlo, en un emblema íntimo, implícito en la interdisciplina, en cada laboratorio, en cada estudiante y en cada línea de investigación. "Es un orgullo pertenecer a un Instituto como éste", cerró Torres, segundos antes de que el auditorio coreara un orgulloso "Goya".


Ceremonia por los 80 años del IF. Foto: Carlos Antonio Sánchez/Unidad de Comunicación.