NOTICIAS

Entregan Cátedras Marcos Moshinsky 2012

Aleida Rueda
16/ago/2013

En una ceremonia que contó con la participación del rector de la UNAM, José Narro Robles; el director del Conacyt, Enrique Cabrero; y Ruby Aizen, representante de la familia Moshinsky, se entregaron las Cátedras Marcos Moshinsky 2012.

Los ganadores recibieron un apoyo económico para seguir con sus investigaciones originales en temas de biología, química, física y matemáticas.

En la ceremonia, el director del IFUNAM, Manuel Torres Labansat, destacó la labor de Marcos Moshinsky quien en condiciones de mínimo desarrollo científico y escasos recursos "demostró que es posible hacer ciencia de excelencia en nuestro país y sentó las bases para que futuras generaciones lo hicieran", dijo.

Su generosidad lo llevó a hacer una donación póstuma para seguir contribuyendo al desarrollo de la ciencia mexicana que, alimentada con recursos de la UNAM y el CONACYT, sentó las bases para crear la Fundación Marcos Moshinsky.

Por su parte, el rector de la UNAM felicitó a los ganadores y los animó a compartir con sus estudiantes el legado de Moshinsky a quien describió como un universitario "cabal, congruente, digno, coherente y consistente".

Esto tiene que verse como un homenaje a Moshinsky y a algo en lo que siempre creyó: "la formación de recursos humanos de alto nivel" y "el contribuir a que su tarea tenga menos piedras en el camino y que tenga mejores posibilidades de desarrollarse", afirmó la máxima autoridad de la UNAM.

Jorge Flores Valdés también reconoció la labor de Moshinsky y compartió con el público una anécdota que ejemplifica bien, dijo, su generosidad: cuando Flores y Pier Mello terminaron un novedoso trabajo de tesis sobre la aplicación de las tablas de Brody y Moshinsky, Marcos escribió el artículo para su publicación en Nuclear Physics y puso como autores a los dos jóvenes investigadores, sin su nombre, en un acto de "increíble generosidad" con el fin de impulsar sus carreras científicas.

Representado a la familia, Ruby Aizen, sobrina de Moshinky y de Elena, quien fuera su primera esposa, habló de Marcos en el terreno personal: "siempre estuvo con nosotros, siempre fue muy generoso con consejos, presencia, ayuda y tiempo".

"Yo aprendí de él que aunque uno tenga un camino, no debe dejar de ver las cosas que van a lado: la familia, la naturaleza, el sentido del humor. La Universidad le importaba muchísimo y decía que la única manera de crecer era a través del trabajo", dijo Aizen. "Estas Cátedras hacen honor a lo que decía en privado. Siempre fue congruente".

"Marcos Moshinsky transformó de manera sustancial las condiciones de la enseñanza de las ciencias exactas y naturales en México", dijo Enrique Cabrero Mendoza quien también habló de la necesidad de llevar al país a la era del conocimiento no sólo con instituciones de alta calidad y científicos connotados sino al buscar que la dinámica científica "se conecte con la sociedad".

En esta segunda edición, se otorgó la cátedra en matemáticas a Ernesto Lupercio Lara, del Departamento de Matemáticas del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del IPN; en el área de ciencias químico-biológicas se reconoció a José Gabriel Merino Hernández, del Departamento de Física Aplicada del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del IPN, Unidad Mérida; así como a Antonio de León Rodríguez, del Departamento de Biología Molecular del Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecnológica.

En ciencias físicas se otorgaron las Cátedras a Eduardo Gómez García, del Instituto de Física de la Universidad Autónoma de San Luís Potosí; Alfred Barry U´Ren Cortés, del Instituto de Ciencias Nucleares de la UNAM; a Luis Benet Fernández, del Instituto de Ciencias Físicas de la UNAM; y a Laurent Raymond Loinard, del Centro de Radioastronomía y Astrofísica de la UNAM, Campus Morelia.

Enlaces Relacionados

Para saber más de los proyectos ganadores:

Ganadores de las Cátedras Marcos Moshinsky 2012

Nota de Gaceta UNAM:

Cátedras M. Moshinsky a tres universitarios