NOTICIAS

En su 3er informe, Manuel Torres anuncia nuevos investigadores y laboratorios

Aleida Rueda
31/jul/2014

Con el anuncio de nuevas adquisiciones tanto de infraestructura como de recursos humanos, Manuel Torres Labansat, director del IFUNAM, presentó ayer su tercer informe de actividades correspondiente al periodo 2013-2014, frente al coordinador de la Investigación Científica, Carlos Arámburo de la Hoz, invitados especiales y la comunidad del Instituto.

De acuerdo con el director, luego de varios años de dificultades para ofrecer plazas para nuevos investigadores en toda la UNAM, ha sido posible, gracias a la iniciativa de Rectoría de renovación de la planta académica, iniciar una escrupulosa selección para incorporar al Instituto a 15 científicos en áreas prioritarias como física cuántica, óptica y estado sólido, entre otras.

“De 123 solicitudes recibidas, hasta ahora han sido seleccionados 11 candidatos (8 hombres y 3 mujeres) que se incorporarán al Instituto en los próximos meses”, dijo Torres, que vendrán a darle “mayor dinamismo y calidad en la investigación y en las tareas que realiza el IFUNAM” y una inyección de juventud a una institución que tiene investigadores con un promedio de edad de 59.9 años.

Además de los nuevos recursos humanos, este año el IFUNAM fue especialmente exitoso en la obtención de recursos por parte de Conacyt para la creación de dos nuevos laboratorios y el fortalecimiento de otros dos, lo que representa una activa participación del IFUNAM y sus investigadores como líderes de proyectos de vanguardia.

El Laboratorio Nacional para la Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural (LANCIC) buscará propiciar la conservación del patrimonio cultural mediante diversas áreas de conocimiento, mientras que el Laboratorio Nacional de Materia Cuántica: Materia Ultrafría e Información Cuántica tendrá como objetivo desarrollar investigación de vanguardia básica y aplicada asociada a sistemas cuánticos ópticos tales como el desarrollo del primer BEC (Condensado Bose Einstein) en México así como memorias y simulaciones cuánticas.

Torres Labansat también informó sobre nuevo equipo, que incluye un sistema de depósito de películas delgadas, un horno de atmósfera controlada, parrillas de calentamiento y un magnómetro, que fortalecerá laboratorios que funcionan actualmente en el Instituto como el Laboratorio de Nanoestructuras y el de Nanomateriales Magnéticos.

Además, el director mencionó algunas propuestas de proyectos interesantes que podrían desarrollarse en los próximos años: la construcción del primer sincrotrón mexicano; la incorporación al programa denominado Dark Energy Spectroscopic Instrument para medir millones de galaxias; así como la muongrafía de volcanes para estudiar las variaciones de densidad en el volcán Popocatépetl.

Productividad que se mantiene

Torres Labansat dijo que el nivel de productividad del Instituto se ha mantenido sin grandes cambios en los últimos años, aunque hizo notar una ligera disminución de artículos por investigador en el periodo 2013-2014 que fue de 1.8, menor al del periodo 2012-2013, que fue de 2.18. Sin embargo, se mantuvo el promedio de factor de impacto, de 2.42.

Torres dijo que con la entrada de los nuevos investigadores se espera que la cifra aumente en los próximos años, aunque enfatizó que más importante que la cantidad, es la calidad de la investigación.

En este periodo también se mantuvo una alta proporción de investigadores que imparten cursos: 121 cursos de licenciatura y 75 de posgrado. Y con la reciente creación de la licenciatura en Física Biomédica en la Facultad de Ciencias, también se espera que aumente la participación docente de los físicos del IFUNAM.

Además, de acuerdo con Torres Labansat, gracias a la reciente creación de las Unidades de Comunicación y Vinculación, se han podido iniciar proyectos que propician la conexión con la sociedad y con grupos clave de otras áreas para aumentar la visibilidad y participación social del Instituto.

Los retos

En su respuesta, el coordinador de la Investigación Científica, Carlos Arámburo de la Hoz, reafirmó la fortaleza del Instituto “que tiene el mayor número de investigadores de todo el subsistema y que aumentará en más del 10% en muy poco tiempo”.

Arámburo celebró los recursos obtenidos para laboratorios que tienen la importante componente de ser abiertos a la comunidad dentro y fuera de la UNAM, y que tendrán que utilizarse para generar alianzas estratégicas con otras instituciones y optimizar los recursos materiales.

También felicitó a la institución por el significativo aumento en el número de investigadores postdoctorales (27, actualmente) que colaboran de manera importante en la productividad del Instituto (22 publicaciones en el 2013).

Sin embargo aún quedan retos. Por ejemplo, aumentar el número de graduados de doctorado que es muy bajo. Sin embargo, de acuerdo con Arámburo, “no es un problema exclusivo del Instituto de Física sino de toda la UNAM en el área de físico-matemáticas”, lo cual indica que es necesario revisar la estructura del Posgrado en Ciencias Físicas para hacerlo más atractivo a los estudiantes.

Manuel Torres también dijo que a pesar de que ha habido un importante financiamiento por parte de instituciones como el Conacyt, es necesario buscar formas de generar ingresos extraordinarios que complementen los recursos obtenidos.

El coordinador de la investigación científica terminó su participación con una felicitación a la comunidad del Instituto y a su director y los convocó a seguir participando con proyectos de calidad en las convocatorias del Conacyt para modernizar la capacidad experimental de la UNAM.