NOTICIAS

A los 55 años, fallece la investigadora del IF Patricia Santiago

Noticias IFUNAM
13/oct/2013

A los 55 años, el pasado 7 de octubre falleció la investigadora del IF Patricia Santiago Jacinto, reconocida académica en el área de la materia condensada, especialista en muchas de las técnicas asociadas a la microscopía electrónica y en la síntesis de materiales nanométricos.

Patricia Santiago nació en la Ciudad de México en 1965 e ingresó a la Facultad de Ciencias de la UNAM, donde estudió la carrera de Física y la Maestría en Ciencias (Física), consiguiendo la medalla Gabino Barreda por sus méritos académicos. En 1995 obtuvo el grado de Doctora en Ciencias (Física) con el tema de tesis “Métodos de Espacio Fase en Difracción y Formación de Imágenes en Microscopia Electrónica de Transmisión”.

La destreza y talento que la caracterizaron la llevaron a integrarse rápidamente como investigadora en 1995 en el Instituto Nacional de Investigaciones Nucleares (ININ) y en 1997 consiguió una beca posdoctoral en Los Alamos National Laboratory, adscrita al departamento Materials Science and Technology, bajo la dirección del Profesor Terrence Michell. En febrero de 2001 obtuvo nuevamente una posición posdoctoral en la Universidad de Texas en Austin adscrita al Texas Materials Institute bajo la dirección del Profesor Donald R. Paul.

La doctora Santiago se incorporó al Instituto de Física de la UNAM en 2003 como Investigadora Titular “A” en el departamento de Materia Condensada. En 2002, se separa voluntariamente del ININ para incorporarse al Instituto de Física y funge como Coordinadora Operacional del Laboratorio Central de Microscopía, de mayo de 2004 a agosto de 2006, y como Coordinadora de Proyectos y Vinculación, de agosto de 2006 a agosto de 2007. En años recientes, fungió como responsable del Laboratorio de Materiales Nanoestructurados del Departamento de Materia Condensada. Desde enero de 2012 fue Investigadora Titular “C”; PRIDE D y miembro del Sistema Nacional de Investigadores Nivel 2.

Su trabajo como científica lo inició en la década de los 90, en una rama de la física apenas en pañales: la nanociencia. Su primer estudio fue sobre los defectos de nanopartículas de oro, empleando Microscopía Electrónica, técnica en la cual se convirtió en uno de los científicos en México con mayor dominio. Su inquietud y visión científica la llevo a incursionar en diferentes áreas de la nanociencia.

En el IF, se dedicó al estudio de sistemas nanoestructurados de cero y una dimensión, nanotubos de carbono, nanotubos binarios C-MoS2, nanoalambres de óxidos metálicos y sistemas funcionalizados, core/shell, el uso de nanopartículas para el transporte y liberación de fármacos, hasta buscar el origen de la vida, analizando el carbono en materiales externos a la tierra.

Su espíritu visionario la llevó a fundar en 2006 la “Corporación Universitaria para el Desarrollo de Internet A. C. (CUDI)”. Años después, en el 2016, fue miembro fundador del “Global Science Community on Remote Instrumentation”, herramientas que ahora son indispensables para nuestro quehacer científico y docente.

Desde sus años en la Facultad, Patricia Santiago fue una gran estudiante que, por su carácter, dedicación y alegría, acumulaba tantos éxitos académicos como amistades. “Su carácter afable y su forma de ser permitieron a Paty cultivar durante muchos años un sinnúmero de amistades, muchas de las cuales terminaron en exitosas colaboraciones académicas con colegas de otros institutos y facultades de la UNAM, del Politécnico o de la Universidad Autónoma Metropolitana”, afirma Juan Carlos Cheang, su compañero de generación y también investigador del IF.

Escribió alrededor de 85 publicaciones arbitradas, muchas de ellas en revistas de prestigio como Nanoletters, Crystal Growth and Design, Journal of Physical Chemistry, entre otras, con más 1,500 citas. Además, dirigió 5 tesis doctorales, 2 tesis de maestría y 4 de Licenciatura.

La doctora Santiago también fungió como Coordinadora de la Comunidad de Laboratorios Compartidos de la Corporación Universitaria para el desarrollo de Internet 2, a través del cual contribuyó a la formación de redes virtuales de investigación y docencia a través de la manipulación remota de equipo de investigación.

Para su colega e investigadora del Instituto de Ciencias Aplicadas y Tecnología (ICAT), UNAM, América Vázquez Olmos, una parte esencial de Patricia Santiago era su poder de compartir y escuchar a sus colegas y amigos. “La nuestra fue amistad ‘a primera vista’, porque desde el momento en que nos presentaron, sentimos que teníamos toda una vida de conocernos. Siempre tuvo tiempo para escuchar mis ideas y apoyarme. La recordaré como lo que fue, una gran guerrera”.

“Paty era una mujer fuerte e inteligente, con un corazón enorme, y una determinación inquebrantable”, dice Verónica Riquer también compañera de generación. “Pilar de su familia, madre ejemplar y amiga afectuosa e incondicional, aún en las situaciones más graves, nunca perdió su fortaleza de espíritu, su bondad y su forma de ver la vida con honestidad y optimismo. Más allá de su sólido y reconocido valor como científica, Paty era una persona fantástica”.

“Paty fue un ejemplo como investigadora, colega, amiga y madre dedicada”, dice Cheang. “Su pérdida es grande, la vamos a extrañar mucho”.